‘Jardineria’ Category

Consejos para plantar rosas

Encontrar el tipo perfecto de rosas puede ser una tarea confusa cuando se consideran las muchas variedades que están disponibles. Aquí hay algunas s...

 

Encontrar el tipo perfecto de rosas puede ser una tarea confusa cuando se consideran las muchas variedades que están disponibles. Aquí hay algunas sugerencias que puedan ayudarle a producir hermosas rosas que podrán ser la envidia del vecino:


Pídale a su jardinero local o a su tienda de jardinería local el mejor tipo de rosa para plantar en su zona particular. Los distintos climas requieren distintas rosas, si es que quiere lograr resultados sorprendentes. Si usted es un principiante, asegúrese de elegir arbustos de rosas resistentes a las enfermedades, ya que requerirán menos mantenimiento y cuidado.

Deberá elegir un lugar para plantar sus arbustos de rosas que sea bien iluminado en las mañanas y que puede recibir por lo menos 6 horas de luz solar interrumpida cada día. Deberá tener un suelo con buen drenaje con un nivel de pH de 5.5 a 7. Podrá encontrar un juego de pruebas en su jardinería local. Este juego de pruebas es bastante barato y podrá ahorrarle dificultades luego de plantar sus rosas.

Cuando esté plantando sus rosas, incluya mucha materia orgánica en el suelo rodeando las plantas. Asegúrese de que las raíces de las rosas estén bien húmedas y bien fertilizadas antes de plantarlas. Si está plantando rosas que tengan muy pocos suelo rodeando las raíces, sumerja las rosas en agua o arcilla por varios minutos y luego corte las raíces que estén dañadas o rotas antes de plantar.

En las primeras semanas luego de plantar sus arbustos de rosas, debería poder regar bastante seguido. Cuando se sequen los primeros 6 centímetros de suelo que rodean a la planta, moje el suelo hasta que esté completamente húmedo. Luego de que sus rosas se hallan restablecido, remoje aproximadamente cada dos semanas para obtener los mejores resultados. Si usted vive en un área que sea extremadamente seca o caliente tal vez podrá considerar regar más seguido. Tenga cuidado de no regar demasiado sus rosas, y lo mejor es poder regalas durante la temprana mañana.

Para obtener los mejores resultados, plante los arbustos de rosas al principio de la primavera luego de que hayan pasado los peligros de una helada. También, rosas deberían ser plantadas en un área que sea abierta y que mantenga una circulación de aire abundante. Las rosas no crecen bien en los espacios apretados.

Jardinería orgánica: ventajas y desventajas

 

Imagínese tres hermosos tomates rojos distribuidos en una mesa de madera esperando a que usted se los coma. Cada uno de estos tomates ha venido de una fuente distinta: ¿puede saber cuál es el que ha sido cultivado de manera orgánica?


Dos de los tomates fueron amorosamente criados en patios, uno en un jardín convencional y otro en un jardín orgánico. El tercer tomate vino del supermercado, y será muy fácil que usted le reconozca.

El tomate del supermercado tiene un color pálido y la forma y tamaño de una pelota de tenis. Criado para ser empacado, mandado y guardado, este tomate fue cosechado cuando todavía estaba verde y ha viajado miles de kilómetros desde la granja a la tienda sólo para sentarse en un estante por semanas, sin perder apariencia debido a todo el maltrato.

Separemos este tomate. Definitivamente no ha sido criado de manera orgánica.

Quedan dos. Para hacer el juego más divertido, los dos son de la misma variedad de tomates, digamos de corte ancho. Con su color rojo brillante, recién fueron recogidos y todavía están cálidos del sol de la tarde.

No será tan fácil podrán notar la diferencia entre ellos, tendremos que literalmente ver más allá de la superficie. La calidad del suelo en donde fueron criados es el elemento clave para poder nombrar al ganador de este juego: los tomates convencionales contra los tomates orgánicos.

Los químicos de los fertilizantes utilizados en los jardines convencionales en verdad disminuyen la salud del suelo. Los microbios que son necesarios para poder hacer que los nutrientes del suelo estén disponibles para las plantas son asesinados.

El suelo muerto requiere más dosis de fertilizante convencional e igual las plantas quedan mal nutridas, cayendo presas de insectos y enfermedades. Aquí es cuando entran los pesticidas mortales, rociados sobre las plantas.

Ahora el juego se está poniendo un poco más serio. Esperemos que uno de nuestros tomates haya sido lavado cuidadosamente antes de ser servido, ya que ha sido rociado con veneno.

Por otro lado, los tomates criados orgánicamente también han tenido a los fertilizantes aplicados sobre ellos, pero este fertilizante ha sido hecho de sustancias naturales como hueso picado, emulsión de pescado y fosfato de roca. Estas adiciones alimentaron al suelo y no dañaron a los microbios eficientes que hacen que los nutrientes estén disponibles para el uso de las plantas.

Los pesticidas probablemente no fueron necesarios debido a que una planta saludable produce sus propios químicos resistentes a las pestes. Pero si hubiera pestes, el jardinero orgánico podría haber utilizado una mezcla casera de ajo y pimienta o algo similar que no sea tóxico para los humanos.

Existen algunas técnicas adicionales para el jardinero orgánico que probablemente se habrán usado, como agregar una cubierta de distintos materiales orgánicos para que los microbios y los gusanos puedan comer luego de que se descomponga. Éste proceso resulta en un suelo estructurado que mantiene la humedad y permite que las raíces respiren.

Pero hasta si no existe la mejora del suelo por el uso de un mantillo, es bastante claro cuál tomate es mejor para la salud: el único nutriente que puede ser encontrado en la fruta tiene que venir de lo que ha estado disponible en el suelo. Los tomates cultivados orgánicamente proveen una mejor nutrición.

Lo que no me queda claro es cuál tomate es mejor en su sabor. Se puede realizar una prueba para comprobar los valores ácidos y azucarados, pero esa no es la cuestión. Tanto los tomates convencionales como los criados orgánicamente son mucho mejores en su sabor que los tomates encontrados en la mayoría de los supermercados.

La pregunta original en este juego de tomates es si puede descubrir cuál de estos tomates jugosos sobre la mesa de corte es el orgánico. Al final son difíciles de distinguir a la vista y hasta al sabor.

Así que, ¿cuál es el gran problema? Principalmente tiene que ver con la sostenibilidad. La cosecha convencional destruye eventualmente al suelo. Mientras que la cosecha orgánica tiene técnicas que de hecho mejoran y construyen un mejor suelo.

Al final, los tomates nutritivos orgánicos contribuyen más a su salud y preparan un suelo que es mejor para las distintas cosechas que vendrán en el futuro.

Secretos de libros de jardinería

 

Los libros de jardinería están llenos de planes formales para jardines y pisos perfectos, pero usted deberá considerar no solamente el jardín perfecto en sí mismo, sino aquel plan que pueda beneficiar a toda su familia. Analice la manera en que su familia está compuesta, sus necesidades y sus hábitos; luego diseñe el jardín para poder satisfacer sus prejuicios, sus deseos y sus demandas.
Lo mejor es poder hacer una reunión familiar y poder decidir lo que cada uno espera del jardín. Por supuesto, deberá verse gobernado por cuestiones de precio y de espacio disponible. Dibuje un plano de su propiedad en una escala realmente grande, como de 1×6. Luego haga una lista de las cosas que la familia necesita, como una barbacoa, un lugar para las herramientas, un lugar para secar ropa, un jardín de rocas, cercos, un lugar de juegos, una cancha de badminton o un lugar para descansar.


El que tenga la fortuna de tener espacios muy grandes, probablemente no podrá meter todas las necesidades dentro del programa, pero con un poco de planificación, usted podrá hacer las cosas gradualmente. Puede planificar su jardín para que nunca se vea desnudo y para que siempre haya espacio para las adiciones que planea hacer en el futuro. Y algunos proyectos podrán servir más de una función. Por ejemplo, si usted necesita un pasaje y tiene niños pequeños, un aro de básquetbol y una pista para andar en bicicleta podrán ser lo mismo, y fácilmente podrán justificar su costo. También, una cerca que pueda cortar una vista poco placentera también puede servir como rompevientos o como fondo para el área de descanso. Una pared puede también servir como jardín de rocas cuando se planta con arbustos enanos duros y otras especies características de los jardines de rocas.

Generalmente, la mayoría de los suelos están divididos de tres maneras: el área pública, el área que puede ser vista de la calle; el área de servicio, que incluye al garaje y los lugares de estacionamiento, el área donde se dejan las entregas, donde se secan las ropas, donde está el espacio de almacenamiento externo, el lugar para deshacerse de la basura; y el área privada, localizada en la parte de atrás de la casa. Aquí está su jardín, disponible para los juegos y para descansar; para una terraza o para comer afuera; con un lugar donde los niños puedan jugar y con un jardín con flores, frutas, vegetales, pasarelas y tal vez, piletas.

En cada división existen cosas que debe buscar y que debe evadir. En la parte pública o de frente, por ejemplo, planifique algo que requiera de un cuidado mínimo. Seleccione flores y arbustos que podrán ayudarle a presentar una cara atractiva a los que pasan todo el tiempo sin extralimitarse en la estructura, para que cuando no le pueda dar el cuidado que quisiera, el frente de su casa todavía se verá presentable. En su área de servicio, planifique que el estacionamiento y los envíos puedan ser hechos sin la intrusión de la privacidad de su patio o terraza; y para tener un área de secado que no pueda ser vista desde la calle. Para su área privada, utilice la parte más grande de la tierra, tomando ventaja de los árboles existentes y la sombra provista por su casa y su garaje para los puntos de descanso. Ubique asientos en las esquinas y separe las áreas de juego de los niños del resto del jardín.

Verdaderamente, el diseño de exteriores puede ser una aventura de nunca acabar, un pasatiempo que sea gratificante y que puede traer belleza, para la creación y cuidado de flores y árboles, viñedos y arbustos, patios y cercos, que pueda traer lujo a la casa, felicidad a la familia y placer a cualquiera que pueda ver una casa “bien vestida”.

Cultivando sus propias hierbas

 

Si usted no es el tipo de persona que quiere pasar su tiempo manejando un jardín elaborado de frutas o vegetales, tal vez podría considerar plantar y mantener un jardín de hierbas. Mientras que el producto tal vez no será tan significativo, podrá disfrutar la constante disponibilidad de hierbas frescas y deliciosas para saborear sus comidas.


Primero deberá elegir las hierbas que irá a plantar. Probablemente esto será difícil debido a la amplia cantidad de hierbas que se encuentran disponibles. Pero la mejor manera de poder elegirlas es ver lo que tiene en la cocina. Al plantar su propia colección de estas hierbas, puede ahorrarse dinero al momento de comprar las de la tienda y además las obtendrá frescas. Algunas de las hierbas con las que puede empezar pueden ser el romero, la menta, la albahaca, el eneldo, el cebollino, la Artemisa y el perejil, entre otros.

Cuando esté eligiendo una zona para poner su jardín de hierbas, debería recordar que el suelo debería tener muy buen drenaje. Si la tierra se moja y se satura, no podrá hacer crecer una planta saludable. Una de las mejores maneras de arreglar el problema del drenaje es cavar unos centímetros de suelo y poner capas de rocas trituradas antes de reemplazar todo el suelo. Esto podrá permitirle que el agua se escape y salvará a sus plantas.

Cuando esté listo para empezar a plantar hierbas, tal vez estará tentado a comprar las plantas más caras de la tienda. Sin embargo, con las hierbas es mucho más fácil hacerlas crecer desde semillas que a las otras plantas. Por eso usted puede ahorrar mucho dinero comprando paquetes de semillas. Algunas hierbas crecen bastante rápido. Por ejemplo, si usted planta un poco de menta en un espacio abierto, luego esta planta podrá copar su jardín en una cuestión de días. La mejor manera de prevenir este problema es plantar plantas en macetas (con agujeros en el fondo para permitir el drenaje, por supuesto).

Al momento de cosechar las hierbas por las que ha trabajado tanto, puede ser fatal sacar demasiado. Si su planta no está bien establecida, no es saludable sacar hojas, aunque parezca que no las está usando. Debería esperar a que su planta se establezca bien por lo menos algunos meses antes de sacar hojas. Esta espera valdrá la pena, debido a que una vez que esté establecida, su planta podrá generar muchas hojas por años y años.

Cuando llegue el momento de cosechar sus hierbas caseras, querrá utilizarlas en la cocina. ¿Para qué más las habrá plantado? Bueno, lo primero deberá ser sacarlas. Esto se logra fácilmente ubicándolas en una hoja de galletas y cocinándolas en el horno a 76 °C de dos a cuatro horas. Luego de que hayan secado, pueden ser usadas en la cocina. Puede consultar el libro de cocina para obtener instrucciones para utilizarlas en distintos platos.

Si usted quiere guardar sus hierbas para usarlas después, debería mantenerlas en un contenedor de plástico o vidrio. El papel o el cartón no funcionarán, debido a que absorberán el sabor de las hierbas. Durante los primeros días del almacenamiento, debería cotejar regularmente el contenedor y ver si hay humedad acumulada. Si es así, debe remover todas la hierbas y volver a secarlas. Si se deja la humedad desde el primer día del secado, podrá crecer moho mientras guarda las hierbas. Nadie quiere que haya moho.

Si usted disfruta de sus hierbas, de la jardinería o de ambas, entonces debería considerar un jardín de hierbas. Tal vez requeriría un poco de trabajo al principio poder crear un drenaje óptimo y por eso debe elegir las hierbas que quiere plantar. Pero luego de este problema inicial, es cuestión de cosechar y secar sus hierbas favoritas.

Bonsai: secretos para su cuidado

 

Bueno, ya ha podido encargarse de la alimentación y el riego del bonsai. Piensa que ya no tienen nada que hacer pero no es así. Todavía hay cosas que necesita hacer para poder cuidar de estas hermosas maravillas japonesas. Debido a que el cuidado del sistema de raíces es esencial para la supervivencia de los árboles, necesita saber cómo poder transplantar de maceta a su bonsai. Éste es uno de los muchos pasos que deben tomarse para el cuidado apropiado de los bonsai.


La importancia de los transplantes.
Los árboles jóvenes de bonsai crecen más rápido y necesitan ser transportados cerca de una vez al año. Los árboles más viejos no necesitan ser transplantados tan seguido y eventualmente llegan a un momento donde se los debe transplantar cada cinco años. El transplante debería ser hecho a finales del invierno o al principio de la primavera. Aquí es donde los brotes se empiezan a inchar. Primero, usted debería podar su bonsai. Quítele cualquier tipo de ramas no deseadas o demasiado largas. Si usted dejar su árbol en el exterior, debería ser ubicado bajo una cubierta por algunas semanas antes de transportarlo. Esto le podrá ayudar a secar el suelo. Necesita remover cuidadosamente el árbol de su maceta original. Coteje la raíz con cuidado. Si estan unidas, entonces definitivamente es momento de transferirla a otra maceta. Si la raíz todavía tiene algo de lugar para crecer (con algunos centímetros alcanza) entonces no necesita de ningún transplante.

Recuerde, transplantar en el momento correcto es esencial para el cuidado de los bonsai. Póngalo de vuelta en su maceta original. Ahora viene la parte divertida. No es que simplemente debe tirar el árbol entero dentro de maceta más grande. Su árbol debe ser acicalado antes de volverlo a su nuevo hogar. Primero, la superficie original del suelo debe ser removida de la raíz del árbol. Esto puede ser hecho con la mano o se puede utilizar un cepillo de nailon. Tenga cuidado de no dañar el sistema de raíces mientras lo hace para mantener a su árbol sano.

Preparando las raíces.
Una vez que haya completado esta tarea necesita utilizar un pequeño pincel de pintura para remover cualquier suciedad que se haya atrapado en las raíces. El suelo tiende a conectarse alrededor de las raíces y utilizar un pincel de pintura podrá ayudarle a no dañar al árbol. Éste proceso ayuda a que el árbol se sienta y se vea más saludable. El próximo paso requiere de un peine de bonsái. Las raíces necesitan ser peinadas y debido a su naturaleza delicada, no debería utilizar un peine de humanos. Necesita peinar desde abajo y utilizar tijeras para podar hasta un tercio de las raíces. Una vez que haya hecho esto necesita cortar pequeños tallos alrededor de la base de las raíces. Suena radical, pero esto le permite acomodarse al suelo fresco. De otra manera podría lastimar a su árbol y hacer que todo lo que hizo antes para cuidarlos haya sido inútil.

Bueno, si todavía sigue leyendo, es momento de darle la última información acerca del cuidado de bonsái. Ahora que su árbol está felizmente acicalado es el momento de preparar la maceta. Debería poner una capa de arena en el fondo de la maceta y luego poner la composta de su elección. Ahora que la maceta ha sido preparada, nuestro pequeño amigo necesita ser posicionado. Una vez que lo haya acomodado empiece a poner la tierra. Seguramente ya lo sabrá, pero debe aplicar la tierra gentilmente. ¿Por qué será? Lo ha adivinado, para evitar el daño a las raíces. Esperamos que esta información que ha aprendido le ayude a cuidar mejor de su árbol bonsái. Hay mucho para perder y mucho para hacer correctamente para asegurar la salud del árbol durante toda la vida. Tal vez será más fácil tener hijos. El cuidado de bonsái es un arte y se ha dicho que la sola cría y cuidado de este tipo de plantas constituye un arte en sí misma. Sin embargo, las recompensas pueden ser grandiosas. Los árboles son hermosos cuando se cultivan apropiadamente y usted podrá tener la satisfacción de saber que se ha convertido en un maestro en el arte del bonsái.

¿Qué cubierta protectora para el suelo debo para usar los árboles?

 

Una pregunta que surge en este momento del año es cuál es la cubierta protectora para el suelo correcta que debo usar en los árboles. Es fácil entender la premisa básica de cubiertas protectoras para el suelo, pero cuando las personas van a su vivero local encuentran muchos tipos diferentes. ¿Cómo sabe usted cuál debe usar? La respuesta corta: las astillas de madera.

La mejor cubierta protectora para el suelo a usar para árboles es algo que va a descomponerse gradualmente. La cubierta protectora para el suelo de astillas de madera sirve perfectamente, ya que se pudre lentamente, y además, es realmente baja en nutrientes, así que no fomentará el crecimiento de malezas. Las astillas mezcladas con abono vegetal son el material preferido; pueden ser utilizadas como una cubierta protectora para el suelo durable de bajo mantenimiento, que se deteriora con el tiempo hacia un color gris plata.

Las malas noticias son que la mayoría de las cubiertas protectoras para el suelo de astillas de madera son vendidas como material fresco, no en estado abonado con abono vegetal o envejecido. Estas astillas también se descomponen lentamente, pero a medida que lo hacen, los microorganismos se desarrollan en la cubierta y usan nutrientes del terreno que de otra manera podrían estar disponibles para el crecimiento de la planta. El material con abono vegetal no soportará a estos microorganismos, por lo que es el material preferido. Una solución para este dilema es comprar astillas anticipadamente sin abono vegetal con algo de tiempo y abonarlas con abono vegetal usted mismo. Métalas en un compostero de patio junto con algunas hojas, varitas de leña y corteza. Asegúrese de conservarlo bien aireado y vállalo rotando para impedir el mal olor.

Vuélvase Orgánico
Las cubiertas orgánicas son ventajosas por sus características de realce de terreno, tan distinto al material inorgánico como la roca triturada, la grava, las lonas alquitranadas y telas de paisaje. Como estas cubiertas orgánicas se descomponen con el paso del tiempo, lentamente descargan cantidades diminutas de nutrientes hacia el terreno. Por eso su estrato de cubierta protectora para el suelo debería ser renovado según se necesite, para mantener una profundidad de 5 a 10 centímetros.

Para los árboles individuales, su área de cubierta debería cubrir de 1 a 2 metros fuera de la base del árbol. Es mejor despejar la cubierta protectora de 2,5 a 5 centímetros de la base de la planta para ayudarle a impedir dañar el tronco del árbol de insectos, humedad excedente y enfermedades. De hecho, éste es el error clásico que tantas personas hacen para conseguir protección para el suelo.

Siga estos consejos simples para que su árbol se vea bien y requiera menos regado y fertilizante que un árbol sin protección.

La historia del árbol de azufaifo

 

Los poetas chinos hablaron maravillas acerca del azufaifo en el 600 aC. La fruta del azufaifo ha sido usada en la medicina china antigua para muchos remedios nutritivos hace 2500 años. Los azufaifos fueron usados por Gerard en Europa como una hierba medicinal en el 1600 para tratar dolencias de los riñones, pulmones e hígado.

El azufaifo chino fue traído para América por inmigrantes orientales que construyeron ferrocarriles en Arizona en los inicios del 1900. Centenares de cultivos injertados del azufaifo están disponibles en China, y un gran número de estos árboles fueron importados por la USDA en 1908 y fueron plantado en la Estación Experimental en Tifton, Georgia, para experimentar con ellos, según Otis Woodard.

Lowell F. Locke de la USDA en 1924 introdujo el azufaifo mejorado (la Fecha China) a los Estados Unidos, donde estaba descrito como “una fruta deliciosa con una piel lisa, dorada y de marfil. Usted le come la piel y lo demás. No será firme como un melocotón, más bien como una manzana. Hice mermeladas y jaleas de ellas y también las revestí de azúcar.” Locke describió el azufaifo como resistente al frío, de florecimiento retrasado y virtualmente a prueba de escarcha. Los árboles están bien adaptados a la sequedad y a los terrenos arenosos y crecerán fácilmente sin requerir ninguna atención especial.

El azufaifo chino es originario de China, Japón y gran parte del sur de Asia. El árbol caducifolio crece hasta 25 pies de alto, cargados con columnas vertebrales afiladas, hasta que envejece y las columnas vertebrales se desprenden a medida que se forme la corteza. Las flores fragantes amarillas son pequeñas y maduran en frutas ovaladas de alazán que son un poco más grande que una aceituna. Los cultivos nuevos de azufaifos mejorados pueden ponerse tan grandes como una ciruela y pueden ser de una formar redonda u ovalada, y madurador en un color rojo y marrón. La fruta del azufaifo puede ser comida fresca del árbol, aun cuando haya mucho color verde en la fruta con marcas rojizas débiles desarrollándose. En locaciones secas la fruta madurará y se caerá del árbol, pero en el sureste, donde la humedad es alta, la fruta debe ser cosechada cuando el cambio de color ocurre y secada en un cuarto fresco.

Algunos jardineros describen al azufaifo como de sabor de manzanas y chocolates. La pulpa de la fruta del azufaifo está centrada alrededor de un corazón que contiene dos semillas. La pulpa es dulce, suave y de color amarillo, con blanco en algunas variedades cuando está maduro. Después de estar curado fuera y secado, el azufaifo se marchita como una delicadeza arrugada. La fruta es comúnmente tratada de manera parecida a la producción de la pasa para conservar para el consumo posteriormente.

El árbol del azufaifo es preciado por su deliciosa fruta, sus hojas brillantes de un color verde vivo, y la silueta fascinante del árbol. Las hojas se vuelven de un color amarillo brillante antes de pudrirse después de la escarcha.

Los árboles del azufaifo prosperan en terrenos arenosos, y hostiles como aquellos encontrados en el Sudeste, y los árboles fácilmente florecen en condiciones secas. Sin embargo, un poco de fertilizante bien usado produce resultados asombrosos en breve. Hay muchas especies de azufaifo que han encontrado uso en el mundo entero, incluyendo los continentes de Asia, Europa, y África.

Los expertos en nutrición árabes usan las hojas del árbol del azufaifo para matar a los gusanos y otros parásitos que atacan la diarrea del trecho intestinal. Un árbol de azufaifo que es originario de España, Francia, Italia, Siria, y Asia Menor es similar al azufaifo asiático y ha sido usado medicinalmente como comida en Europa, Asia Menor y África. Los azufaifos fueron cultivados en Algeria y comidos en su mayor parte por Judíos argelinos en el tercer siglo para celebrar a el Año Nuevo.

El hombre chino creía que comer la fruta del árbol del azufaifo mejoraba la fuerza vital de una persona y su fuerza, así como también mejoraba la función del hígado y el sistema inmunológico. Creían que el consumo del azufaifo suavemente tranquilizaría a una persona, actuaría contra las alergias, y causaría que una persona aumente de peso.

Los expertos en nutrición se han encontrado con que la fruta del árbol de azufaifo contiene concentraciones beneficiosas de Vitaminas A, B2, y C. El azufaifo también contiene minerales necesarios para la salud, algo semejante al fósforo, el calcio, y el hierro.

En China la fruta es comercializada principalmente como los dátiles secos y puede ser encontrada en cualquier tienda de comestibles. La fruta es preciada como alimento natural y como un regalo sabroso. ¿Puede generarse un un mercado para azufaifos? Muy pocos árboles frutales pueden ser cultivados que tiene tantas calidades deseables, tan pocas alimañas naturales, producción de buen sabor, producción pesada, cultivos anuales infalibles, sin la necesidad de ningún fertilizante, que prospera en suelo magro, con 4000 años de cultivo en China y con ninguna de las limitaciones climáticas.

¿Cómo cuidar de las llantas de tractor del jardín?

 

Las llantas de tractor del huerto requieren buen cuidado
El siguiente artículo describe las llantas de tractor del huerto, sus características de construcción, el mantenimiento, y las instrucciones de cuidado específicamente para llantas de tractor del huerto. También discute el almacenaje del tractor durante los meses del invierno, cuando los tractores no son usados.

El diseño de las llantas de tractor del jardín
Usted habrá notado que los tractores de huerto tienen diámetros diferentes en el frente y en las llantas traseras. Las llantas delanteras son más pequeñas y las traseras son grandes. Los tractores se impulsan por su rueda delantera y esta es la razón por la cual las llantas delanteras son más pequeñas. Las llantas delanteras son de varilla derecha y las llantas traseras son de varilla cruzada. Las llantas del tractor no tienen que bombear agua como las llantas del camión. De hecho, están obligadas a trabajar en áreas inundadas eficazmente.

La Distribución del peso en las llantas de tractor
La distribución de carga en las llantas de tractor es generalmente de 40 % en las llantas delanteras y 60 % en las llantas traseras. Para evitar la compresión de tierra debajo de la parte posterior, las llantas se hacen grandes a fin de que la carga adicional que llevan comparada con las llantas delanteras no compacte la tierra debajo de ellas. Las llantas tienen varillas grandes a fin de que atraviesen la tierra en lugar de compactarla.

Las llantas de tractor de huerto vienen como equipo original
Su llanta de tractor de huerto deben haber venido como parte del equipo original junto con el tractor. Cuando usted cambie las llantas, asegúrese de que las mismas llantas, o algunas equivalentes sean usadas. Esto asegurará que la actuación de su tractor de huerto sea original.

Como las llantas de tractor de césped son casi la parte más usada de estas máquinas de jardinería, usted debería tratarlas con prudencia razonable y darles un mantenimiento. Una de las cosas más importantes a tener en mente al usar tractores es mantener el nivel de aire preciso así como también que el área donde trabajen debe ser resbaladizo y desparejo. Con la excepción de estos consejos básicos, hay mucho que un jardinero debería saber antes de trabajar con esta máquina energética, que podría durar toda una vida, cuando es mantenida correctamente.

Cultivando flores bellas de bulbos en su jardín

 

Cuando la mayoría de la gente piensa en los bulbos, a menudo piensan en narcisos u otras flores similares. Sin embargo, la variedad de bulbos va más allá de eso.Mientras que los tulipanes, los jacintos y las campanillas blancas también pertenecen a la familia ‘verdadera’ del bulbo, hay muchas flores que tienen bulbos, rizomas o tubérculos. Entre ellas están las agapanthus e hippeastrums, dalias, cañacoros y lirios, iris, begonias, anémonas y amaryllis, por nombrar simplemente algunas.

No sólo las bulbos hacen el trabajo de reproducir a la planta, sino que también almacenan comida para esos meses cuando las hojas mueren y la planta está inactiva. Así, cuándo las condiciones son correctas la planta nueva tiene todo lo que necesita para crear nuevos retoños hacia el sol. La mayoría de los bulbos necesitan un terreno húmedo, sustancioso, de drenaje libre y una posición soleada para crecer felizmente. Muchos florecen en la primavera, pero es tanta su diversidad, que se puede tener bulbos floreciendo en cada mes del año.

Para cultivar bulbos como tulipanes en una región templada, guárdelos en el refrigerador de cuatro a ocho semanas antes de plantarlos afuera, en el tiempo más frío de año. En áreas frías, plante a fines del otoño. A los tulipanes les gusta el terreno caliente, seco y alcalino del verano. Pueden ser afectados por los áfidos, o una condición de hongos llamada ‘fuego del tulipán’ si hay demasiada humedad. Sus colores vibrantes les hacen meritorios de un buen lugar en el huerto.

A los bulbos usualmente les irá bien si su hábitat natural es aproximado en el huerto. Por ejemplo, los narcisos son flores del prado, así les gusta bastante sol. Se naturalizarán exitosamente en el césped y florecerán temprano antes de que la hierba se vuelve demasiado competitiva. Es más conveniente no podar al menos seis semanas después de que las flores mueran, porque las hojas le proveerán comida al bulbo para el crecimiento de los años siguientes.

Los bulbos selváticos como las campánulas y campanillas blancas funcionarán mejor en una posición semi-soleada o con poco sol. Prosperan bajo árboles caducifolios. Los bulbos de floración de primavera pueden ser plantados cerca de un camino bien usado o dónde puedan verse desde una ventana para preservarlos y admirarlos.

La mayoría de bulbos pueden ser cultivadas exitosamente en envases, pero pueden necesitar al menos cuatro pulgadas (10 cm) de terreno debajo de ellos y 2-4 pulgadas (5-10 cm) arriba. Es una buena idea sembrarlos en una maceta y enterrarla en el huerto para impedir que sea accidentalmente cavado con el azadón durante una sesión de limpieza de malezas. Si usted tiene dificultad con roedores comiéndose sus bulbos, plántelos dentro de una jaula de alambre sepultada en el huerto.

Muchas variedades bulbosas crecen fácilmente y son realmente tolerantes. Cumpla con su investigación, sin embargo. Algunos de los más inusuales pueden ser encontrados por pedido por correo o en la Internet, así que tómese el tiempo de buscarlos. Usted quedará satisfecho con el resultado.

Plantando cebollas enanas en su jardín

 

Los cebollinos requieren de al menos cinco a ocho horas de luz del sol al día. Cultívelos en una exposición sureña o del este para obtener más luz. Si usted las cultiva en la repisa de una ventana, empiece a asegurarse que cada lado reciba luz regularmente. Si usted es incapaz de proveer esta cantidad de luz, también crecen bien bajo luces fluorescentes. Cuelgue luces a 15 centímetros por encima de las plantas y déjelas prendidas 14 horas al día.

En el huerto, plante cebollinos con zanahorias. Son buenas siembras compañeras para tomates y árboles frutales. Los cebollinos o el ajo plantados entre filas de guisantes o lechuga controlan a los pachás y controlan la incidencia de áfidos cuando son plantados entre rosas. En la cocina, los cebollinos se usan en tortillas, huevos revueltos, cacerolas, arroz, salsas, mantequilla, carne, y mariscos. Los cebollinos pueden ser agregados al queso suave, ensaladas, emparedados, natilla, vinagre, y pueden hornear papas. Las flores de la cebolleta pueden servir para adorno y en particular para ensaladas. Los tallos de la cebolleta pueden servir para atar los manojos de verduras para entremeses.