Las mascotas y las mudanzas

El empaque y la carga han sido hechos y ahora es momento de hacerlo en el nuevo hogar. Existen algunas cosas que usted debe asegurarse de haber empaca...


El empaque y la carga han sido hechos y ahora es momento de hacerlo en el nuevo hogar. Existen algunas cosas que usted debe asegurarse de haber empacado para su mascota. Entre ellas se incluyen:


*Las nuevas placas de identificación.

*Los remedios y los registros veterinarios.

*Fotos recientes de su mascota en caso de que se pierda.

*Una caja de arena o una pala y una bolsa de plástico.

*Toallas de papel en caso de que ocurra algún accidente.

*Correas.

*Juguetes y golosinas.

*Comida y agua.

*Abridor de latas y latas que puedan volver a sellarse.

*Comida y agua de la casa vieja (suficiente para varios días). El cambio del agua puede molestar al tracto digestivo de su animal, así que es una buena idea poder proveer agua de la casa vieja en los primeros días después de la mudanza. También sería una buena idea seguir comprando la misma marca de comidas.

Por fin ha llegado a la nueva casa…
Cuando finalmente llegue a su nueva casa, deje que la mascota la explore sin ser supervisada. Luego vuelva a meterlo en un pequeño cuarto con todo lo necesario mientras se desempacan todas las cosas. Asegúrese de poner algunos juguetes favoritos dentro de la habitación y tal vez alguna prenda de ropa suya que tenga un olor familiar.

Es muy importante no dejar suelta a la mascota en el exterior durante los primeros días. Los gatos generalmente requieren de unas semanas, mientras que los perros se adaptan más rápidamente. No querrá que su mascota divague por ahí y se pierda.

Su mascota tal vez se sentirá insegura y se comportará peor durante los primeros días en un nuevo ambiente. Trate de ser paciente y no castigue al animal, en un principio. En vez de eso, trate de encontrar maneras de reducir el estrés. Darle un poco de atención y cariño extra podrá ayudarle bastante. También es una buena idea poder seguir la rutina de ejercicio y alimentación que venía siguiendo.

En resumen, existen algunas cosas de las que debería ser consciente al momento de mudarse para que su mascota lo pase lo mejor posible:

*Si pretende volar, tenga en mente que los animales de menos de ocho semanas de edad no podrán ser transportados.

*Y, finalmente, nunca mude a un animal enfermo. Esto puede empeorar su condición y agravar su salud.

Disfrute de su nuevo hogar.

Deje un comentario