Los perros malteses y los niños: una buena combinación

Los malteses son pequeños perros extrovertidos e inteligentes. Su pequeña estatura significa que son una gran compañía juguetona en cualquier fami...


Los malteses son pequeños perros extrovertidos e inteligentes. Su pequeña estatura significa que son una gran compañía juguetona en cualquier familia, pero siga leyendo si piensa agregar a uno de estos perritos a su familia.

Los malteses aman a los niños pero no son una buena elección si usted tiene niños pequeños en la casa. Cuando digo pequeños me refiero a niños que tenga menos de ocho años, dependiendo de su madurez. De otra manera, podrán ser una gran adición juguetona.

Los niños podrán amar su pequeña estatura, son lo suficientemente pequeño como para llevar encima. Pero justamente es su tamaño lo que los hace una difícil combinación con los niños pequeños. Su niño no podrá entender qué tan frágil puede ser este perro. Son fáciles de lastimar si se les para encima o si se les sienta encima.

La variedad “taza de té” pesa poco más de 1 kilo y es un perro muy malo para tener con niños. Estos perros son demasiado pequeños y como resultado sus huesos son extremadamente frágiles. Es un infortunado resultado de su pequeño tamaño, sus huesos se rompen con facilidad. Pueden ser heridos accidentalmente de manera muy fácil. Parándose o sentándose sobre estos perros puede lastimarlos seriamente.

Si elige a este perro puede minimizar todo los riesgos enseñando a sus hijos acerca del respeto y la manera en que deben ser tratados. Esto podrá hacer la diferencia.

Necesitará enseñarle a su hijo cómo tratar al perro maltés. Esto incluye poder inculcar una regla de “no maltratar al perro”, debido a su fragilidad.

Si pretende tener un perro maltés en su hogar siempre recomendamos un poco de entrenamiento profesional. El costo puede ser mínimo si lo lleva a una veterinaria común. Gaste un poco de dinero y asegúrese de que su perro maltés sea muy sociable y fácil de manejar.

Trate de hacer que los niños se involucren en la limpieza del perro. Los malteses necesitan mucha limpieza y esta es una manera en que puede crear una buena relación con ellos. Hasta los niños más pequeños pueden peinar gentilmente su pelaje, bajo supervisión adulta.

Como con cualquier mascota casera, el principio general debería ser enseñar a los niños a tratar a todos los animales con respeto y dignidad. Esta es una de las lecciones de vida más importante que puede impartirles y el mejor lugar para aprenderlas es el hogar.

No deje a sus niños sin supervisión alrededor del perro. A pesar de que tengan buenas intenciones, eso no hará que el perro no se agite. Algunos pueden ser bastante más frágiles que otros, así que tenga cuidado con su maltés y la manera como lo tratan. Esto podrá reducir el riesgo de problemas. Pero más allá de eso, los malteses pueden ser un gran miembro familiar.

Deje un comentario