Reduciendo el estrés de la remodelación del hogar

Además de los problemas monetarios de la remodelación, existen otros factores que surgen al momento de rehacer áreas de su casa que pueden llevar a...


Además de los problemas monetarios de la remodelación, existen otros factores que surgen al momento de rehacer áreas de su casa que pueden llevar a muchísimo estrés. Dependiendo del área que esté remodelando y la cantidad de trabajo que involucre, la remodelación puede ser una experiencia que vuelva loca a toda la familia y que tarde mucho tiempo en terminar.


Una de las causas de tanta preocupación puede ser la presencia de los trabajadores dentro de su casa. Aunque varios dueños de casas han empezado a hacer sus propios trabajos de remodelación, existen algunos proyectos, como la instalación de mosaicos de cerámica o hasta el pintar, que requieren un profesional para hacer el trabajo de manera indicada. Muchas personas no tienen el tiempo de hacer la remodelación ellos mismos. En estos casos, los dueños de casas tendrán que trabajar con personas ajenas a la familia utilizando la casa de manera regular.

Para la mayoría de nosotros, nuestra casa de su santuario desde donde podemos irnos de la presión del trabajo y relajarnos entre las personas que amamos. Tener trabajadores en la casa le saca todo el propósito a la crítica privacidad que gozamos normalmente en nuestro hogar. Es importante que cuando contrate a una persona para hacer un trabajo de remodelación por usted, le informe cuáles son las reglas del hogar. Recuerde que estas personas son sus empleados y que usted tiene el derecho a darles algunas reglas básicas acerca de la manera en que hay que comportarse dentro de la casa. Si usted no quiere que los trabajadores utilicen áreas de la casa en las cuales no están trabajando, hágaselos saber. También trate de explicarles la manera en que deben entrar y salir de la casa. Sonará extraño, pero también es importante que trate de conocer un poco más a fondo a los obreros. Un pequeño grado de familiaridad le podrá quitar un poco de estrés que puede causar el tener completos extraños entrando y saliendo de la casa.

Otra área en la cual puede agregar un poco de estrés es el acceso a su casa y especialmente en ciertas áreas. Si está planeando remodelar la entrada, deberá asegurarse de que haya una entrada alternativa de fácil acceso para toda la familia.

Existen varias maneras de reducir considerablemente el estrés asociado con los proyectos de remodelación. Una manera es poder irse de la casa en el momento en que se lleva a cabo el trabajo. Planee su vacación pensando en la remodelación. Si decide hacer esto, es importante que tenga a un vecino o a un amigo cotejando la casa regularmente para ver que todo el trabajo esté haciéndose como fue planeado. También puede optar por quedarse a dormir en lo de algún amigo o familiar cerca de su casa, aunque muchas personas encuentran esto particularmente más estresante.

Finalmente, asegúrese de que la remodelación se haga con un cronograma presente. Días y días de martillazos y trabajos forzados podrán empezar a volver nervioso a cualquiera, y varios estudios científicos han demostrado que los humanos tienen una mayor tolerancia al dolor siempre y cuando sepan por adelantado cuando irá a acabarse.

Deje un comentario