Métodos parra Ahorrar en Servicios Públicos

Si sus cuentas de servicios públicos están fuera de control, usted tendrá que pensar en formas para controlar a esta bestia. Existen muchas formas ...


Si sus cuentas de servicios públicos están fuera de control, usted tendrá que pensar en formas para controlar a esta bestia. Existen muchas formas en las que usted puede ahorrar en servicios públicos por su cuenta.


Métodos Para Ahorrar en Servicios Públicos
Los costos de los servicios de calefacción, refrigeración, y electricidad están cerca de máximos históricos. Peor aun, se espera que aumenten bastante en los próximos años. Como usted va a vivir en una casa por el resto de su vida, realizar pequeños cambios para ahorrar dinero en servicios públicos, le ahorrará decenas de miles de dólares, si no más. Estas son algunas ideas a tener en cuenta para ahorrarse algunos dólares.

Los filtros y corrientes de aire desde el interior de su casa al exterior pueden fácilmente duplicar su factura de servicios públicos. Hay varias áreas bastante obvias para verificar, tales como las ventanas, los marcos de las puertas, las chimeneas, y las entradas a los áticos. Los lugares que no son tan obvios incluyen los orificios alrededor de los toma de corriente, las ranuras del correo, las cañerías, los espacios alrededor de los zócalos, y los huecos alrededor de los aire acondicionados, en la interfaz con el exterior. Si encuentra aberturas, colocar burletes puede solucionar el problema, o o puede comprar un set de fin de semana para hacerlo usted mismo.

El aislamiento en una casa puede ser un verdadero problema cuando se trata de los servicios públicos. Personalmente, como yo siempre trato de evitar que me hagan un juicio, déjeme comentarle que los constructores tienden a usar la minima cantidad y grado de aislamiento requerido por las regulaciones cuando se construyen las casas. Si usted vive en una casa en serie, esto es aun más cierto.

Si usted sella las áreas en donde tiene aberturas, pero la calefacción o el aire acondicionado se sigue prendiendo cada tanto, puede que el aislamiento sea un problema. Verificar el aislamiento no es una tarea muy fácil, ni una muy cómoda. El método más sencillo es primero subir al ático y ver si hay algún aislamiento expuesto. Desafortunadamente, el grado de aislamiento en el techo puede que no sea del mismo grado que el de las paredes.

Para revisar las paredes, lo mejor es buscar en las pequeñas áreas en donde puedan haber agujeros. Los armarios son los lugares típicos. Si usted tiene niños, busque en las paredes en donde la manija de las puertas golpee. Si la perdida no esta en ninguno de estos lugares, pique dentro de un armario en una pequeña superficie, para determinar si el área esta relleno con aislamiento y en el caso que tenga vea que tipo de aislamiento es. Compárelo con los grados de aislamiento recomendados de su zona. Usted luego podrá reparar el área y nadie se dará cuenta. Si algo falla, consulte con un especialista en aislación térmica.

La mayoría de las personas no tendrán que deshacerse de su aislamiento. Hacerlo podría ayudar, pero aislar una casa le servirá para bajar sus costos de servicios públicos. Con esto en mente, mejore su hogar.

Deje un comentario